Que cachaza! Jueza Dominicana intenta justificar liberta de narcotraficantes Venezolanos


La jueza dominicana Aristilda Mercedes aseguró haber dejado en libertad a cinco sujetos que transportaban 359 kilos de cocaína desde Venezuela por una irregularidad detectada en el proceso.
Según explicó, esa decisión se tomó porque en su informe el Ministerio Público omitió poner el número del registro del avión que trajo a República Dominicana la droga por lo que consideró nula la petición de prisión para los acusados.
El Ministerio Público mantiene en prisión a los inculpados, basándose en que el próximo jueves el tribunal conocerá la solicitud de variación de la medida de coerción dictada por la jueza Mercedes.
En tanto, el procurador general de la República, Francisco Domínguez Brito, calificó de “altamente preocupante” la decisión, que a su entender afecta a todo sistema de justicia dominicano y fomenta la impunidad.
Dan a conocer prontuario de venezolanos presos en RD
Entre los cincos venezolanos detenidos en República Dominicana, los hay con antecedentes de narcotráfico, de acuerdo a datos divulgados por El Nuevo Herald de Miami, que ha revelado supuestas presiones del gobierno de Nicolás Maduro a su par de República Dominicana para que el quinteto sea dejado libre.
De acuerdo a una nota periodística del diario uno de los cinco detenidos en La Romana es Carlos Justiniano de 55 años, de quien afirma que ya tenía prontuarios por narcotráfico, “tras ser arrestado en el 2009 con un cargamento de droga en Guinea-Bissau”.
El medio de Miami se hace eco de informaciones de la revista mexicana Proceso, que establecen que “Justiniano fue arrestado junto con otros dos venezolanos por la policía del país africano tras aterrizar en un Gulfstream procedente de la nación sudamericana con una carga de 500 kilos de cocaína”.
En cuanto a Jorge Henríquez, de 44 años, también detenido en La Romana, dice que este se vio involucrado en un extraño accidente luego de que la avioneta que él piloteaba se estrellara en el 2008 en el estado venezolano de Falcón.
Refiere que Henríquez, quien sufrió de quemaduras considerables, dijo luego a las autoridades que había sido víctima de un secuestro.