Así es la vida de una mujer con síndrome de ovario poliquístico



El síndrome de ovario poliquístico, un trastorno endocrino que puede pasar desapercibido por no ser muy común pero que puede llegar a ser muy incómodo para las mujeres que lo padecen. Tina-Marie Beznec es una chica que lo sufre y ha decidido compartir un pequeño cachito de su vida en la red con el único objetivo de que la gente entienda qué deben soportar para lidiar con el problema.

Numerosos son los efectos y manifestaciones que tienen personas como la protagonista de esta historia. Algunos de ellos se resumen en la infertilidad, la depresión, los desequilibrios hormonales o el aumento del peso. Tal y como podrás imaginar, en ocasiones pueden llegar a sentirse observadas por los demás por tener una alteración hormonal.


Ella supo en su momento poner freno a su vulnerabilidad. La enfermedad le ha hecho volverse más fuerte ante las adversidades por lo que tener vello facial ya no le supone un problema en relación a lo que puedan pensar los demás. Se supo aceptar tal y como era y ello le ha servido para animar a otras personas que están intentando superar las primeras fases de aceptación.



Ahora bien, ¿sabías que se estima que una 1 de cada 5 mujeres en Reino Unido padecen este trastorno? Entonces, ¿por qué no es un problema generalizado? De ahí muy pocas personas manifiestan alguno de los síntomas, es por ello que no tenga la relevancia que caracteriza a otras enfermedades. Aún así, Tina-Marie Beznec seguirá luchando por ayudar a aquellas chicas que aún viven acomplejadas por la dureza del síndrome de ovario poliquístico.