Tras China, Arabia Saudita responde también a las amenazas de Donald Trump



EE.UU. se beneficia "más que nadie" del libre comercio global, afirma el ministro de Energía saudita, que advierte que si Trump bloquea las importaciones de crudo podría "dañar" la economía de su propio país.
Arabia Saudita, el mayor exportador de crudo del mundo, ha advertido al presidente electo, Donald Trump, que si cumple con su promesa electoral de bloquear las importaciones de petróleo podría poner en riesgo y dañar la salud de la economía de EE.UU., informa el periódico 'The Financial Times'.
Durante la campaña electoral hacia la presidencia de su país, el multimillonario neoyorquino prometió lograr una "completa independencia energética estadounidense" de sus "enemigos y de los carteles petroleros". El ministro de Energía saudita, Khalid al-Falih, por el contrario, cree que es "EE.UU. quien se beneficia más que nadie del libre comercio global". "La energía es la sangre de la economía global", señaló el ministro saudita.

"El bloqueo comercial de cualquier producto no es saludable"

Khalid al-Falih, que también es presidente de Aramco, una empresa petrolera estatal, espera que Trump "vea los beneficios" de la industria petrolera y entienda que "el bloqueo comercial de cualquier tipo de producto no es saludable". Aunque el país norteamericano importa millones de barriles de crudo, también "se beneficia" de la libertad de poder vender "cantidades significativas" de sus productos exportando a otros países.
"Estados Unidos sigue siendo una parte muy importante de una industria global tan interconectada como la del crudo", subrayó el ministro saudita, que considera que el libre comercio es "muy saludable para el petróleo".

Trump necesita tiempo para "digerir todas las cuestiones"

De cualquier forma, Arabia Saudí esperará a ver qué hará realmente el magnate cuando tome las riendas de su país en enero de 2017 después de la gran cantidad de promesas que hizo durante la campaña electoral. "Es común que una vez que presidentes comiencen a gobernar, salga su esencia verdadera", aseguró el ministro de Energía de Arabia Saudita, que cree que la nueva administración necesita tiempo para "digerir todas las cuestiones".