10 cosas que extraña el corazón de los Dominicanos cuando están fuera de su País.


Sin importar en cuál parte del mundo nos encontremos, los dominicanos siempre estamos pendientes a nuestro país, y anhelamos el momento de regresar a nuestra tierra.

Veamos algunas de las cosas que nos hacen añorar nuestros días en Quisqueya La Bella:

1-Mentas Verdes o Mentas de Guardia o Mentas de Espíritu
Estas mentas envueltas en plástico transparente de las marcas PANCA o Cristal representan a muchas generaciones en República Dominicana. ¡Ah, recuerdos! Los caballeros siempre guardaban estas mentas en el bolsillo para agradar a alguna dama en sus paseos por el parque del pueblo o simplemente para refrescar el aliento.
2-Salami de Mallita
Este es un ingrediente indispensable en la nevera de cualquier dominicano orgulloso de sus orígenes. En Dominicana no existe ningún colmado o supermercado que se tenga como bien surtido, si no tiene este artículo en su inventario. Este versátil embutido es una de esas cosas que más extrañamos cuando estamos lejos, para prepararlo con tostones o simplemente con pan de agua.
3- Chivo Picante del Sur

No hay que decir mucho de este plato. Es sencillamente sabroso y único. Acompañado con yuca o con Moro de Guandules con Coco es un escándalo del que todos queremos participar.
4- Habichuelas con Dulce
En tiempos de Cuaresma o en cualquier época del año, este plato típico nuestro es delicioso, y cuando estamos  lejos de nuestra tierra lo extrañamos más, pues representa tradición y unión familiar.
5- Dulce de Coco con Leche
Ya sea de Paya o del Cibao, este dulcito es un manjar celestial que siempre esperamos recibir cuando estamos lejos de Dominicana.
6- Las Playas de Quisqueya
¿Sabían que nuestro país cuenta con unos 500 kilómetros de playa? ¿Qué no daríamos por estar en cualquiera de esas playitas cálidas y de arenas blancas en este frío invierno?
7- Compartir con Vecinos el Cafecito de la Tarde
El dominicano se caracteriza por ser buen vecino. Sin importar el lugar adonde vivamos, siempre tratamos a nuestros vecinos como familia, y compartir un cafecito en la tarde con amistades del barrio es algo invaluable.

8- Conocer a Todos los Asistentes a la Iglesia en Domingo
Compartir con los amigos en la comunidad es parte de nuestra cultura e ir a la iglesia es una forma de hacerlo. ¡Qué sensación de cercanía tan agradable cuando termina la Misa o el Culto y recibes el abrazo de toda tu gente y te sientes en casa!
9- La solidaridad y Calidez de la Gente
El dominicano siempre sabe ser confidente, consejero experto, bueno para escuchar, paño de lágrimas, etc. Pero lo más importante de todo, es que sabemos ser amigos leales que extienden la mano para ayudar cuando es necesario.
10- Bailar Merengue en el Malecón

La alegría que se disfruta en nuestro Malecón de Santo Domingo es una experiencia inigualable que todos hemos vivido y que extrañamos al estar lejos cuando llega la Navidad, cuando gana nuestro equipo de pelota, cuando celebramos La Independencia Nacional o el Carnaval – ¡baila en la calle de noche,  baila en la calle de día!


COMPÁRTELO Y AYÚDANOS A CRECER